jueves, 26 de enero de 2012

Descalabro estratégico del eje militarista

/Enrique Muñoz Gamarra

Si bien es cierto que la agresividad militarista es muy fuerte, en el fondo, Estados Unidos está en una situación muy difícil, incluso, de acuerdo a los nuevos hechos internacionales, es posible hablar de un importante descalabro estratégico militar de este país.

Es una situación que emerge de un proceso acelerado de debilitamiento del poder económico de occidente donde la bancarrota de su economía es muy importante (hoy Estados Unidos y Europa están inmersos en un peligroso estancamiento económico) que, en lo central, estimula el equilibrio estratégico militar entre occidente y oriente y, a su vez, apura el traslado del poder mundial de Washington a Pekín. 

Observemos esto en los siguientes hechos:

PRIMERO, ESTANCAMIENTO Y DEBILITAMIENTO DE LA ECONOMÍA OCCIDENTAL.



Ante todo advierto que las cifras sobre estancamiento económico en Europa y Estados Unidos están en mis escritos anteriores. Aquí quisiera acentuar en los nuevos datos económicos que vienen corriendo y los avances que hay en los países emergentes. Las notas al respecto son las siguientes. “Los mercados emergentes ya se han apoderado del 40 % del PBI mundial y del 37 % de la inversión extranjera directa (IED) global. Y mientras que los países de la OCDE siguen estancados en 2011, los mercados emergentes están creciendo fuertemente… Estas multinacionales de mercados emergentes no solo son perturbadoramente innovadoras, también son masivamente frugales, lo que las convierte en competidoras letales (1). Esto demuestra que el desplazamiento económico de occidente es vertiginoso.

Y, en este contexto, veamos lo que hay en los mercados energéticos. En primer lugar hay un impasse histórico en el control de este estratégico mercado que es uno de los puntales del poder mundial. Estados Unidos controla el mercado del petróleo (asistido por sus incondicionales como Arabia Saudita), ahora con un importante exceso de producción por el estancamiento económico mundial, pero aún así, las burguesías financieras estadounidenses, exigen mayor producción, ojo, mayor producción, para manipular el precio del petróleo (a la baja o por lo menos mantenerlo en ese nivel, 100 y 110 dólares el barril de crudo) y, ahogar así, a Rusia y el resto de países productores que escapan a su control. Las notas al respecto son las siguientes: “El representante de Irán en la Organización de los países exportadores de petróleo advirtió sobre el excedente de petróleo en el mercado. Cualquier tipo de excedente será dañino para el mercado global, dijo Mohammad Ali Khatibi. Irán, los productores africanos y Venezuela bloquearon la propuesta saudi de incrementar la producción de la OPEP en su ultima reunión el pasado 8 de junio (2011), pero más adelante, Arabia Saudi y sus aliados aumentaron la producción de manera unilateral” (2). No olvidemos que Irán es el segundo mayor productor de la OPEP y quinto mayor exportador mundial del crudo, que ahora está en peligro de ocupación, entre otras, exactamente, por estas mismas razones. En tanto Rusia es el primer productor mundial del gas natural que de facto lo sitúa como el líder de una OPEP del gas. La llegada de este combustible a Europa por debajo del Mar Báltico soslayando a Ucrania y directamente a Alemania y con abastecimiento muy importante a Gran Bretaña, Holanda, Francia, Bélgica, Dinamarca y Republica Checa, muestra la trascendencia de Rusia en esta región (Europa). En realidad es un gasoducto de 1,224 kilómetros de recorrido. Entonces la pugna interimperialista en este sentido es muy importante que caldea fuertemente el conflicto actual en Oriente Medio.

Por otra parte es necesario recordar que China, finalmente, decidió no ayudar a la Unión Europea a salir de la estrepitosa crisis en que se encuentra. Las razones fueron que estos países no atendían los pedidos de reciprocidad que exigía China, como mínimo, por ejemplo, el reconocimiento de su Economía de Mercado y el levantamiento de las prohibiciones de venta de armas. En diciembre de 2011 en el Foro de Lanting en Beijing, la viceministro de relaciones exteriores, Fu Ying, declaró a este respecto lo siguiente: “El argumento de que China debería rescatar a Europa no se sostiene, ya que las relaciones no se manejan de esa manera” (3). A esto debe agregarse también el distanciamiento de Inglaterra de la Unión Europea en la última cumbre del 05 de diciembre de 2011.

Asimismo, quisiera mostrar la situación de Europa sosteniéndome en las medidas (aunque no exactamente fiables), de las agencias de calificación. En este caso me remito a Standarts & Poor’ (dicho sea de paso que éste fue un dato que estas agencias utilizaron como presión para excavar aún más la crisis europea cuando la Unión Europea estaba ad portas de su última cumbre para salvar el Euro). La nota al respecto fue la siguiente: “Standard & Poor’s colocó hoy (06 de diciembre de 2011) a 15 naciones de la eurozona, incluyendo a los seis países del área con calificación AAA bajo ‘vigilancia crediticia con implicaciones negativas’ debido a la profundización de la turbulencia económica y política en la región, lo que significa que existe una posibilidad del 50 por ciento de que estos países reciban una baja calificación en los próximos 90 días” (4). ¡Lamentable la situación de Europa!

Y, finalmente, los nuevos datos que circulan, en medio de una cada vez muy fuerte falta de liquidez de los principales bancos europeos acompañada de quiebra de los principales bancos estadounidenses con bajada estrepitosa del valor de sus acciones, refieren a la quiebra de Hungría, antes de lo que probablemente ocurran, a corto plazo, en España e Italia, precediendo así a la quiebra en general del euro. Ante todo Fitch Rating, una de las tres principales agencias calificadoras estadounidenses “anunció hoy (07 de enero de 2012) que redujo la calificación crediticia de Hungría al status de basura, para lo que citó el estancamiento entre el gobierno y los prestamistas internacionales sobre posibles prestamos de rescate” (5). Entonces, “Hungría ya ha anunciado que inicia ‘sin condiciones previas’ negociaciones con el fondo Monetario Internacional (FMI) y la Unión Europea (UE) para pactar un préstamo de entre 15.000 y 20.000 millones de euros para evitar el colapso de su economía” (6). Se entiende lo catastrófico que esto va ser para las masas trabajadoras de este país.

SEGUNDO, DESCALABRO ESTRATÉGICO DE EJE MILITARISTA.

Derrota en Irak y Afganistán. De lleno la interrogante inicial es la siguiente: ¿Cuántos años martiriza el eje militarista al pueblo afgano e iraquí? Al primero desde 2001, exactamente una década. Y, al segundo, desde 2003, también casi una década. En sí, una década de sangría permanente, de guerra criminal. Y, lo más triste, que en tantos años de genocidio no fue capaz ni siquiera de controlar totalmente estos países. Las cifras en Irak son espeluznantes: un millón de personas asesinadas, 5 millones de desplazados, 5 millones de huérfanos, 2 millones de viudas, etc. Sólo entre Iraq y Afganistán habría más de 900 bases militares (505 en Irak y 400 en Afganistán).

Entonces la “retirada” del ejercito estadounidense de Irak es un fracaso atronador, digan lo que digan sus apologistas. Igual en Afganistán donde se complica su situación debido al colapso de su estrategia: Pakistán cierra ruta de abastecimiento y lo expulsa de su base aérea de drones en Shamsi desde donde la CIA realizaba sus operaciones de genocidio. Rusia, ante tanta provocación, también se encamina a cerrar la ruta de suministro de la red de distribución del norte. En eso está terminando la ferocidad del eje militarista en estas regiones.

El eje militarista no está en condiciones de ocupar Siria e Irán: esto solo sería posible con armamento nuclear. El asunto aquí es muy tenso. Estados Unidos sigue rondando, ahora, incluso, con más furia, tras la reacción de Rusia y China. En principio no sabe como ocuparla. Se entiende la enorme importancia geoestratégica de Oriente Medio. Entonces, a pesar de sus nuevas intensiones sobre hacia Asia Pacifico, sigue parapetada en Oriente Medio. Sus bases militares de Bahrein, los Emiratos Árabes Unidos, Qatar, Kuwait y, sobre todo, Arabia Saudita, se vieron fortificadas aun más tras la retirada de sus efectivos de Iraq ahora estacionadas en esta región y con las grandiosas operaciones de venta de armamentos que últimamente fueron beneficiadas. 

La acción de las bandas paramilitares fascistas que el Pentágono despliega en Siria es muy fuerte. Se puede decir que en este momento lo central de la ofensiva militarista en este país se sostiene en esta opción. El atentado terrorista que, el Pentágono y Al Qaeda, perpetraron el 23 de diciembre de 2011 en Damasco, además de los ocurridos recientemente, pintan de cuerpo entero esta gravísima ofensiva terrorista estadounidense contra la integridad territorial de este país. Esto mismo ocurre, ni más un menos, en Irán.


Para seguir leyendo el artículo, haz clic aquí, en la web de nuestro compañero y analista político Enrique Muñoz. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada