lunes, 5 de marzo de 2012

Fraudulenta victoria de Putin en las presidenciales rusas

/Pravda Estado español

Nueva arrasadora victoria de Putin en las elecciones presidenciales de Rusia, y nuevamente grandes acusaciones de fraude y pucherazo electoral. Aunque los resultados definitivos no se conocerán hasta de aquí unos días, con el 99,3% de los votos escrutados, Vladímir Putin arrasa con el 63,75% de los votos totales, evitando así enfrentarse a una segunda vuelta. En segundo lugar queda el candidato del Partido Comunista de la Federación Rusa, Guennadi Ziugánov, con el 17,19% de los votos. En tercer, cuarto y quinto lugar quedan los candidatos M. Prójorov, V. Zhirinovski y S. Mirónov, con el 7,82%, 6,23% y 3,85% respectivamente.

Ya durante el transcurso de la jornada electoral, el candidato del PCFR denunció el fraude masivo e irregularidades por todo el país en el proceso electoral. Ziugánov declaró ayer por la noche que no reconocía los resultados de las elecciones, entendiendo que había sido un proceso "no honesto y no transparente". Además, consideró que con el desarrollo de estos comicios electorales "pierden todos los pueblos de nuestro país". Todos los demás candidatos han reconocido finalmente los resultados electorales, aunque Prójorov considera igualmente que "no han sido justas" las elecciones. 


Golos, uno de los organismos que vigila el recuento electoral, ha recibido más de 3.500 denuncias de irregularidades en diferentes colegios electorales. Los resultados que maneja esta organización, difieren ligeramente de los resultados oficiales, aunque siguen dando clara victoria a Putin. Además, los observadores de la OSCE han manifestado haber detectado irregularidades en uno de cada tres colegios, y hablan de proceso "claramente distorsionado".

Mientras en las regiones occidentales de Rusia, las elecciones se han movido en torno a una participación similar, con una victoria más ajustada de Putin, en algunas regiones periféricas, especialmente en las repúblicas y regiones caucásicas, la participación y el total de votos para Putin resultan escandalosos. El caso más significativo es el de la República de Chechenia, con una participación del 94,89% y la victoria de Putin por el 99,76%. Casos similares se han producido en las repúblicas de Ingushetia, Daguestán, Karacháyevo-Cherkesia o Tuvá, donde el primer ministro ha ganado con porcentajes superiores al 90% y con una participación superior al 75%, cuando la media de participación en todo el país -incluyendo estos territorios- no supera el 66%. 

Como en anteriores citas electorales, son constantes las acusaciones y denuncias de prácticas como los 'carruseles' de electores, la introducción de montones de papeletas por parte de una persona, el inicio de las votaciones con multitud de urnas ya rellenas, dificultades para ingresar como observadores, etc., con el sonado caso que apareció ayer en un colegio del Daguestán, donde se puede observar a través de una webcam como dos individuos introducen una tras otra decenas de papeletas en la máquina de recuento. 

Se espera para esta tarde a las 19:00 horas, una multitudinaria manifestación en el centro de Moscú para denunciar el fraude electoral, a pesar que las autoridades han denegado las ubicaciones más céntricas para los manifestantes, en contraposición a la política de ayer noche, cuando Putin apareció con un discurso amenazante en las mismas puertas del Kremlin, ante más de 100.000 seguidores de Rusia Unida, que literalmente tomaron la ciudad para evitar cualquier tipo de protesta de la oposición y así ejemplarizar el poderío del 'nuevo' timonel del país.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada