jueves, 4 de octubre de 2012

Turquía bombardea Siria y aprueba el envío de tropas

/Agencias-Pravda Estado español

Tras bombardear varios objetivos en Siria, el Parlamento turco ha dado permiso al Gobierno para que, durante un año, pueda enviar tropas a otros países, según acaba de anunciar la agencia estatal de noticias. La Asamblea se había reunido a puerta cerrada para debatir una petición del Gobierno del primer ministro, Recep Tayyip Erdogan, en la que pedía a los diputados que autorizaran el envío de tropas turcas al extranjero en vista de la situación en Siria.

"En el marco de la situación, y de acuerdo con el Artículo 92 de la Constitución Turca, rogamos al Parlamento turco que debata una moción que autorice durante un año al Gobierno a enviar tropas turcas a otros países", se leía en la petición gubernamental.

Tras esta decisión, Turquía podría enviar sus tropas a Siria con una mayor independencia de sus aliados de la OTAN o de otros países de la región también opuestos al régimen de Damasco, como Arabia Saudí y Qatar.

La decisión, conforme al artículo de la Constitución que regula las declaraciones de guerra, fue aprobada con 320 votos a favor, los del gubernamental Justicia y Desarrollo (AKP) y el opositor MHP, y 129 en contra, del socialdemócrata CHP y el prokurdo BDP

En cualquier caso, y aunque la respuesta de sus dirigentes desde ayer ha sido firme, Ankara ha señalado que no tiene intención de declarar la guerra a Siria. "Turquía no tiene ningún interés en una guerra contra Siria. Pero Turquía sí es capaz de proteger sus fronteras y responder a agresiones cuando sea necesario", resumió esta mañana en su cuenta de Twitter Ibrahim Kalin, consejero del primer ministro. "Las iniciativas políticas y diplomáticas van a continuar".

Esto podría significar una ayuda mucho más directa (además de la actual: entrenamientos, bases, logística, armamento...) a los grupos armados y terroristas que operan desde hace meses en la zona fronteriza con Turquía.

El bombardeo a Siria

El fuego de artillería ha golpeado sobre las cinco de la madrugada (hora española) en zonas de la localidad de Tel Abiad, situada a unos 10 kilómetros de la frontera y desde donde ayer se dispararon los proyectiles que cayeron en Akcakale. Fuentes internas de Siria señalan que en este bombardeo murieron varios soldados del Ejército, aunque por ahora no hay confirmación por parte del Gobierno, ni se sabe la cantidad exacta de asesinados.

El ataque de esta madrugada es el segundo llevado a cabo por Turquía tras la muerte ayer de cinco ciudadanos turcos, entre ellos una mujer y tres de sus hijos, alcanzados por un proyectil lanzado desde suelo sirio. Durante este miércoles, el Ejército turco desplegó más tanques, fuerzas especiales y ambulancias en la región de Akcakale, según las televisiones locales, aunque Turquía ya ha realizado movimientos similares en el pasado.

Los embajadores de los 28 países de la OTAN se reunieron anoche de forma extraordinaria y a petición de Turquía para tratar el asunto.Tras la cita, como era de esperar, la Alianza imperialista manifestó estar plenamente alineada con Turquía en esta crisis y demandó a Siria “el inmediato cese de tales acciones agresivas contra un aliado”, a pesar de que el proyectil probablemente fuera lanzado por sus títeres rebeldes para provocar esta nueva maniobra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada